Brigadista forestal, un trabajo de mucho sacrificio y poco reconocimiento: Bonifacio García

ElAfiche.mx/ La labor de los brigadistas forestales es muy importante y poco reconocida, cuya función es prevenir y combatir los incendios forestales, sin embargo, es un trabajo poco reconocido, lamentó Bonifacio García Olivas, jefe de la brigada forestal de Conafor de Surutato, Badiraguato.

Bonifacio García, conocido entre su brigada como “Don Boni”, comentó que él se dedica a ser brigadista forestal desde 1989, ha recibido e impartido incontable número de cursos sobre control de incendios y manejo de incidentes, para poder realizar de manera adecuada su trabajo, lo que lo ha llevado a participar en numerosos combates de incendios dentro y fuera del país.

Enfatizó que ser brigadista forestal es un trabajo riesgoso y de muchos sacrificios, ya que no tienen horarios fijos, y son quienes arriesgan sus vidas al enfrentarse directamente a los incendios forestales, que aunque no son muy frecuentes, son muy difíciles de extinguir y hay que dar todo de sí para combatirlos.

“Combatir un incendio no es cosa cualquiera, hay que saber hacerlo, pero con seguridad, la seguridad es primordial en el negocio de los incendios… Si nos vamos a un incendio no sabemos si vamos a regresar a las 6 de la tarde, si vamos a venir hasta otro día, ¿por qué?, porque el incendio es impredecible, hay veces que te vas y no vuelves hasta los 3 días… tenemos un horario discontinuo, para nosotros no hay día de las madres, no hay dia del padre, si es mi cumpleaños no lo puedo festejar porque si tengo incendio tengo que estar allá, en tiempo de incendios hay veces que a la familia hasta los dos o tres días la vemos… aquí tenemos que dar en cien por ciento y otro poquito” manifestó Don Boni.

En sus ya casi 30 años de experiencia, Bonifacio García, ha enfrentado con valentía muchos incendios, pero el que más lo ha marcado es el incendio forestal de Canadá de 2016, donde junto a siete compañeros de su brigada, estuvo participando para liquidarlo durante poco más de dos meses.

Dijo que no lo impactó tanto el incendio como el trato que recibió, ya que en el extranjero se les reconoció gran sacrificio que realizan y la preparación que tienen, mientras que en su propia región y su país, a pesar del trabajo tan importante que desempeñan, no son reconocidos, y por el contrario son señalados como personas flojas que poco trabajan.

“La gente nos tiene estigmatizados que no hacemos nada porque pasamos mucho tiempo de oquis porque la gente cree que no más trabajamos cuando hay incendios, eso es lo que la gente nos dice, en cambio cuando nosotros fuimos a Canadá, allá toda la gente nos agradeció, allá si valoran el trabajo de los combatientes no tanto, aquí si vas a donde vayas te tienen estigmatizado… Nunca ha sido reconocida la labor del brigadista, aquí en México nunca ha sido reconocida, esa es la realidad… En otros países a los mexicanos nos tienen en muy buen concepto porque hemos hecho una labor buena, el mexicano sí ha hecho una buena labor allá” lamentó.

Explicó que es un trabajo que requiere mucha capacitación, y dedicarle mucho tiempo, por lo que es de suma importancia que las nuevas generaciones que van sumándose a estas brigadas tengan vocación.

“Tienes que tener vocación, porque si no tienes vocación no vas a hacer tu trabajo como debe ser, pero sobre todo mucha responsabilidad y mucha disciplina” finalizó.